Páginas vistas en total

domingo, 23 de mayo de 2010

ISLANDIA, PAISAJES 2005



Un país de poco más de 300.000 habitantes que esconde en su seno un paisaje inalterado y primigenio de volcanes activos, cascadas, ríos caudalosos, paisajes irreales de colores inimaginables, montañas heladas y neveros, valles verdes y pueblecitos de cuento de hadas

CASCADA DE GULFOSS CON ARCOIRIS EN ISLANDIA. (35 METROS DE ALTURA)

El artículo que presento esta mañana es una cuenta pendiente que tengo contraída desde hace 5 años con mi país favorito: Islandia.

Fue en 2005 cuando tuve el privilegio de recorrer durante dos semanas este territorio increíble rebosante de una belleza casi inexplorada e inalterada por la mano del hombre.

Se puede conocer Islandia de dos maneras: raspando la superficie a través de los mínimos recorridos por carretera que prácticamente bordean la isla, o la que recomiendo yo; dirigiéndose directamente al epicentro de su belleza primitiva, a través de ríos helados, terrenos volcánicos donde se pierden los senderos y atravesando parajes irreales donde no llega nadie.


VEHÍCULO ESPECIALIZADO PARA MOVERSE POR ISLANDIA.

Lo mejor es realizar esta aventura con grupos organizados especialistas en senderismo y viajes de aventura por Islandia. Con sus vehículos especiales para moverse por la isla el viaje se torna apasionante.

La capital es Reykjavik, bellísima ciudad donde reside una gran parte de la población total de islandeses, apenas unos 300.000 habitantes.


PANORÁMICA DE REYKJAVIK

Hay mucha juventud por las calles los fines de semana y suelen reunirse en recintos similares a los típicos pubs, donde la música no está a un volumen excesivo, pues los islandeses son muy dados a la camaradería y una buena charla en un ambiente relajado.

Muchos de estos pubs tienen además música en directo. En general en Islandia se hace mucha vida casera y es habitual reunirse en estos lugares o incluso en las casas de familiares y amigos. La vida para el turista en Islandia es caríiiiiiiiisima. Esto lo comprobé cuando en diversos locales donde se sirven comidas me cobraron más de 6 euros por dos cafés normalitos... Todo es caro en Islandia.

La artería principal de la ciudad tiene un ambiente animadísimo y es habitual ver pasar a jóvenes con unos cochazos impresionantes conduciendo muy despacio o tocando el claxon. Lo hacen para llamar la atención, y mucha gente se detiene para observar esos vehículos tan despampanantes, es una atracción.

La catedral de Reykjavik es peculiar como poco. Tiene forma de misil o cohete dispuesto para despegar. Las misas cantadas, con sus coros, son una maravilla, otro espectáculo más, una gozada para los oídos, realmente interesante.

Islandia es una acuarela de colores que combina valles espectaculares, géyseres, glaciares, parajes volcánicos, cascadas..
En islandia, por aquello del frío, se hace mucha vida hogareña y se toma un licor fortísimo que es realmente espantoso; el Brennivin, también llamado popularmente "la muerte negra". Es habitual tomarlo junto a otra delicatessen islandesa no apto para paladares sensibles, realmente espantoso también. Se trata del Hákarl o "tiburón podrido". Sólo los más valientes son capaces de hincarle el diente.


CATARATA DE GULFOSS

Uno observa en seguida que la mayoría de los nombres en Islandia terminan en "Son" y "Dottir". Hay una explicación para esto bastante curiosa. Un hombre que se llame por ejemplo Erik Dormundson significará que es "son" (hijo de) Dormund. Para las mujeres sucede la misma pauta. Helena Grimssdotir. "Dottir" (hija de) Grimss.

Apasionante es Islandia por sus paisajes y por supuesto las auroras boreales. La mejor época para verlas es a partir de Octubre y hasta bien entrado el invierno, Enero, Febrero. Es la época de 6 meses continuados de noche oscura. El resto del año sucede lo contrario, no hay noche, siempre hay claridad. Es un fenómeno extraño que puede descolocar a más de uno por la extravagancia de la situación.

Característico de los islandeses es su afición desmedida por la lectura. La gran mayoría son devotos de unas lecturas famosísimas y muy populares en todo el país llamadas sagas, así como los cuentos típicos islandeses. Maravilloso es por ejemplo un cuento precioso llamado "Al este del sol, al oeste de la luna".

En Islandia, y no es broma, muchas personas creen firmemente, o lo toman muy en serio, en la posible existencia de seres diminutos fabulosos y los duendes. En general la mitología y la fantasía es una pauta indeleble que conforma la tradición cultural del islandés.


LAGUNA AZUL

En Reykjavik, cuando uno desembarca en el aeropuerto de Keflavik, una de las primeras intenciones del visitante debería ser dirigirse a la impresionante y fascinante Laguna Azul (Foto). Kilómetros de aguas termales de una belleza indescriptible, es una experiencia tremendamente relajante.

Toda Islandia "flota" sobre un paraíso de aguas termales y subsuelo volcánico.

En cuanto a manjares apropiados para el turista, amén de las "delicatessen" antes mencionadas, en general los productos que llegan del mar son de una calidad suprema. Recomiendo el salmón y el halibut: exquisitos.

No hay comentarios: